CONOCE LA HISTORIA SOBRE

El Primer Museo de Maquillaje de Europa

Virtual

Descubran la historia y la evolución del arte de embellecerse a través de los siglos en este emocionante viaje a través de la belleza. Explore nuestras fascinantes exhibiciones y sumérjase en el mundo del maquillaje vintage.

Nuestra Misión.

En este espacio virtual pretendemos contarles la historia del maquillaje vintage. Es por ello que trabajamos en la conservación de objetos y documentos del pasado con la finalidad de que perduren en el futuro.

Durante los últimos años, hemos conseguido una importante colección con piezas únicas y como tales han sido analizadas. Y, lo mejor, no tenemos en cuenta solo el objeto, sino también el impacto cultural que han supuesto en cada época y el marketing empleado para su comercialización. Te sorprenderás de cómo se utilizaba cada producto, cuáles han sido los mensajes utilizados para su venta y, a veces, hasta las razones de su existencia o la revolución que ha llegado a marcar la época a la que pertenecen.

En definitiva, el Museo del Maquillaje virtual tiene detrás un trabajo de investigación constante acerca de la historia de la cosmética y su cultura.

VERDADERA PASIÓN

Por lo que Hacemos.

Cuidado y Restauración

Todos los productos que recibimos son tratados con el máximo cariño. Siempre se conservan evitando hacer modificaciones a las muestras. La limpieza y mantenimientos de los mismos es una tarea que nos divierte y apasiona.

Evitamos el Deterioro

Los productos están expuestos en unas condiciones que permiten la durabilidad de las muestras, evitando el deterioro por mal uso o falta de conservación.

Conservación del Packaging

El empaque de las muestras son parte más que importante de la exibición, todo tiene historia y por ello cuidamos con sumo cuidado las texturas y envoltorios para su mejor conservación.

El Valor del Museo.

¿Por qué un museo de cosméticos a través de la historia?

Hoy en día es difícil imaginar que no hace más de 80 años los cosméticos no eran como los conocemos ahora. Acceder a ellos no era tarea fácil, sólo estaban al alcance de las mujeres más acomodadas.

El negocio de los cosméticos comerciales y de fabricación industrial comenzó en el siglo XVIII. Estos productos competían en el mercado con perfumes y alta costura, pero con una diferencia importante, producir cremas y rubor para las mejillas era mucho más económico.

Rendimos homenaje a la historia

Por desgracia, el uso de cosméticos no siempre ha estado bien visto en la sociedad de los últimos siglos. Y es por ello que ha tenido sus días de popularidad máxima y sus días de decadencia absoluta.

Sea como fuere y, a pesar de las consecuencias sociales y políticas, el uso del maquillaje entre las mujeres nunca ha desaparecido por completo. Es por ello que en este museo queremos, no solo rendir homenaje a los cosméticos, sino informar sobre ellos, sus características, origen o historia, incluso nos vamos a atrever a contarles anécdotas sobre la idiosincrasia de un sector hoy en día más necesario que nunca por muchas razones…

Si nos sigues, las descubrirás todas y más.